Octavio Aparicio tiene claro que quiere seguir vinculado el resto de su vida profesional al Seguro, al que ahora presta sus servicios a través de la consultora Área XXI. Confía plenamente en su solidez y fortaleza, así como en las oportunidades de futuro que brinda. También tiene claro que para acercarse a los jóvenes el sector debe implicarse y colaborar más con la Universidad, pues, a su juicio, aún es un perfecto desconocido en carreras como la suya (ADE).

¿Qué preparación en seguros recibió durante su formación universitaria?

Cuando estudié Administración y Dirección de Empresas (ADE) recibí poca formación y poca información sobre un sector tan importante como es el asegurador. Todo estaba enfocado a la banca, consultoría u otros sectores. A día de hoy, el mundo del Seguro sigue siendo un gran desconocido en carreras como ADE, Económicas o Marketing y sin embargo, las compañías cada vez demandan más este tipo de perfiles. Por suerte, años más tarde decidí estudiar actuariales y entonces sí que adquirí la base de conocimientos que hoy pongo en práctica en mi vida laboral.

¿Cómo comenzó a trabajar en el sector? ¿Fue una oportunidad que surgió?

Mientras terminaba mi Master en Actuariales me surgió una beca para trabajar en la División de Seguros de un banco. Desde entonces he cambiado de trabajo pero sigo dentro del sector asegurador.

¿Qué le atrajo del Seguro para trabajar en él?

Es curioso que durante los peores años de la crisis apenas hayamos tenido noticias de aseguradoras que hayan quebrado o que hayan sufrido algún ERE en España. Esto indica la solidez y fortaleza del sector, por lo tanto genera un contexto de estabilidad para empezar una carrera laboral. Además, en un país como España, con una población cada vez más envejecida y con altos niveles de desempleo, tendremos que afrontar definitivamente una reforma de la Seguridad Social y las aseguradoras tendrán mucho que decir cuando llegue el momento. En definitiva, se podría decir que lo que más me atrajo del sector fue su estabilidad y oportunidades de futuro.

 

“Hay que seguir formándose continuamente”

 

En su puesto, ¿qué hace? ¿Encajan las tareas con su formación universitaria?

Actualmente trabajo en Área XXI, una consultora en la que asesoramos a distintas compañías en la gestión de riesgos, en Solvencia II y en la función actuarial. Ciertamente la Universidad te ayuda a tener una formación base, pero considero que es muy necesario el seguir formándose continuamente para no quedarse oxidado en el puesto de trabajo y poder seguir progresando en la vida laboral.

¿Qué expectativas de desarrollo profesional a largo plazo tiene en seguros?

Espero poder seguir trabajando el resto de mi vida profesional en el sector; me costó mucho esfuerzo y tiempo formarme y me gustaría aprovecharlo en los próximos años. Es un sector sólido y muy regulado, por lo que las expectativas en los años venideros son muy positivas.

¿Cómo podría mejorar la imagen del Seguro de cara a la sociedad en general?

El Seguro no goza de buena imagen debido a que suele estar relacionado con acontecimientos traumáticos (robo, incendio, enfermedad, accidente, muerte…). Creo que no se ha sabido proyectar bien lo beneficioso y necesario que es para la sociedad. El Seguro no va a evitar que se incendie tu negocio, pero sí puede ayudarte a reabrirlo lo antes posible; no va a evitar que enfermes, pero sí que puede ayudarte con los gastos médicos… Existe un componente muy importante de bienestar social y se debería explotar más por las aseguradoras. En la Universidad, el principal inconveniente que existe es la falta de profesores que tengan relación con la actividad aseguradora y que puedan transmitir los conocimientos y ventajas que ofrece. Es necesaria una mayor implicación y colaboración de las aseguradoras en la Universidad.

inese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *